Editorial

Editorial Noviembre 2010

Director General:

Jesús Pérez Marqués

Editorial Noviembre 2010

Ayer quería hablar de las fieras, de como domar a los Leones, las diferentes formas,  sirve hasta hacerles pasar hambre. También quería explicar el manejo de las marionetas y las diferentes normas, formas y movimientos necesarios para utilizarlas a nuestro antojo, pero lo descarte y me he esperado al  ahora para argumentar un razonamiento positivo según se mire y quien lo mire, sobre como puedo reflejar el poema de un amigo.

 ( La palabra Polvo de mariposa en una cuartilla blanca) no se quedara en polvo ni en palabras y combinar como en un opúsculo que se edito hace muchos años   (Palabracaidistas) sin tirarme al vació.

Así que si la reflexión de mis palabras te llevan a un lugar diferente a lo que digo no seré yo el responsable de tus reflexiones que pueden ser acertadas o equivocadas pero que en todo momento van a ser tuya y no miás.

Decirte también que según el espacio y el momento en que lo leas puedes estar o no estar, en ambos casos tu también recibirás la información aun que no puedas o te dejen verla que eso es diferente.

La dirección del viento nos puede arrastrar a una corriente conservadora buscando el abrigo, de forma indirecta se puede tomar como una tendencia provocadora que nos insta a posicionamientos distintos a nuestra voluntad.

En lo trascendental: la dirección del viento es imparable y no sirve pared que detenga su libertad.

En lo critico: el viento se puede tornar en huracán y arrasar todo lo que pilla a su paso.

En lo poético: (Hojas del árbol caídas juguetes del viento son)

Y en lo practico: ojala que el viento juegue a nuestro favor.

Así que he preferido quedarme con lo practico para que el viento juegue a favor.... Porque hablar del Circo de los domadores, de las marionetas si últimamente se esta contemplando que desaparezcan las mayorías de sus acrobacias.

Si en busca de mayores derechos asumimos continuas reglas que entorpecen nuestra estabilidad personal y emocional en su sin razón o sentir, en su hacer o proceder, en el desequilibrio del peso en la balanza del sentido común.

Pero así como el aire siempre lleva la misma dirección equivocada o no, el sentido común ha perdido la dirección y es común que unos pocos decidan lo común de muchos.

Pero en verdad cuantas conclusiones podríamos sacar y escribir polvo de mariposa en los diferentes espacios y mentes...

Ha decir verdad asumimos lo establecido como telón de fondo y ni si quiera nos hemos parado a pensar que en tan poco tiempo hayamos perdido tantos sentidos importantes que le daban un matiz más humano a la vida.

Si ha sido y es la dirección del viento debemos de creer o pensar sobre el estado actual de nuestra existencia. Los que no lo han conocido desconocen  formas y sentimientos que han desparecido y si eso ha sido en tan poco tiempo cuantas cosas habremos perdido en la distancia de la vida y el tiempo.

Renacer y renacer sobre las cenizas de corrientes que han querido parar al viento, mientras él sigue en su libertad de ser apacible o huracanado sin que nadie haya podido detenerlo o acariciarlo para que sople de una vez por todas a nuestro favor.

  Jesús Pérez Marqués