Portada nº 56 MONCHO BORRAJO

 

  Hemos querido dedicar nuestra portada a Moncho Borrajo, a la vez que le entrevistemos en exclusiva encontrando la identidad de Moncho  más viva, más tenaz y con ganas de mantener su profesión y sus ideales pese a la decadencia de los tiempos actuales, donde  todo vale y nada tiene valor.

   

Después de cuatro años de despedirse de los escenarios CON “DESPEDIDA y CIERRE” en el  2008. Moncho Borrajo regreso  a Barcelona  en al teatro Arteria Paral·lel, presentando  Golfus hispanicus, Ahora, con toga romana y cabeza laureada, y al amparo de Dionisio, dios del teatro, donde no deja títere con cabeza. Humor, ironía, música, improvisación. Todo un gran montaje en el que se ha cuidado al mínimo detalle tanto la escenografía como el vestuario y la iluminación.

    Maestro de los maestros en un escenario  Moncho Borrajo ha desarrollado una brillante carrera en la escena estatal, a la que saltó desde las mejores salas de fiestas de los años setenta. Humorista deslenguado, pintor reconocido y escritor, Borrajo es un personaje desbordante que conecta inmediatamente con el espectador.

En la entrevista en exclusiva  que ofreceremos en cepaec y en el pasado número de primacía nos cuenta por qué ha regresado y el cómo  ve personalmente la situación actual que no duda en airear a través de los escenarios de toda España con Golfus hispanicus.

MONCHO.- pues la vuelta lo decidido casi por obligación, ha muerto mi padre ya no pintaba ya vivo, viviendo inquieto y además pues muchas gente me lo  pidió que volviera  que me extrañaba  y como me había dejado de pintar la barba por el espectáculo a vérmela blanca un amigo mío me dijo oye pareces un …romano y de ay me vino todo el follón y fue el montaje que hemos hecho de “ Golfos Hispánicos” que yo creo que de verdad es uno de los mejores espectáculos que hecho en mi vida porque esta echo en una edad muy madura y ya sabes muy bien lo que quieres decir ya tienes un público que va a oírte y entonces lo que haces es que  en alguna manera perfeccionas todo lo que has aprendido, yo creo que es un espectáculo divertido que hace pensar que es muy provocador y también es muy tierno  y es un espectáculo que tiene que ser como dos horas pero me paso no lo puedo evitar.

 

Cuando quiero dar una vuelta en el mundo, y lo hice hace 3 años gracias a mi padre que me dijo vete hijo y aprovéchalo, me di cuenta la gente que ponen delante lo poco que tiene y como lo defiende, como defiende una casa antigua una iglesia, parece que como si  no les importase nada. 

 Hay otra cosa que también digo en el espectáculo, otros siglos del mundo musulmán otros siglos de los que se junta el cristianismo y judaísmo y la religión  musulmana y se compartía esa vida como los grandes  escritores no las hemos tenido en cuenta y han formado parte de nuestro país y esto nos queda en los neuronas eso queda en las raíces.

 Bueno yo no tengo hijos pero, creo que estamos buscando la juventud mas si, si les han tratado como niños pequeños y viven así hasta los 20 años entonces que pasa que cuando vas por la calle en todos los barios están trabajando personas emigrante y no ay ni un solo español limpiando vasos pues uno dice caramba ningún españolito no quiere limpiar vasos y hay que recoger la basura y no se recoge, es que claro el otro día yo hable con un amigo mió y me recordaba lo duro que era el campo en Galicia y la mar  cuando tenia 18 años y te cortaban las manos la sal eso ya no se hace entonces realmente solo recuerdo tener un pantalón para semana y otro para domingo y ahora cualquier casa tiene 3 televisores el teléfono móvil un niño de 7 años, creo que hemos cambiado el orden  de las prioridades aquí han cogido el de lo caro el coche y la puta y lo han mezclado con la ética la palabra barata y han tirado el respeto.

 

Durante este tiempo la gente se olvida de los problemas y oye cosas que ellos piensa en alto que hay veces  nos da corte decir, bueno yo pienso esto no, no, eso es muy clarito y no se callan, y esto lo sabemos todos, yo creo que en todas los países del mundo se necesita un Paquito Grillo una mosca cojonera alguien que diga las cosas bien claras sin insultar porque no hay porque insultar ni hay porque ofender pero decir las cosas claras sí.

Yo siempre digo que , la ternura por ejemplo tiene muy mal  marketing en este país y ser tierno es ser blando no para nada.

 Dice que este hombre se ha blanda llorando hay que ser muy hombre para saber llorar  más lloran los hombres que las mujeres, digan lo que digan y las mujeres son mucho mas fuerte que los hombres, pero somos un país donde tenemos puesta las nubes en las rosas y tememos ir a la margarita y a la margarita dura, mas no le pones tanto agua. No pincha y esta la rosa con un marketing de puta madre siempre la flor más bonita.

Creo que hemos dejado de valorar las cosas mas importante de la vida el café con un amigo el paseo con la persona que quieres por la playa y nos hemos convertido en haber si tengo algo mejor que mi   vecino para joderlo no por necesidad si no por molestar, entonces claro eso nos viene un poco también de la cultura americana  y de los Estados Unidos esta competitividad absurda  hay una frase que viene de estados unido que la odio, odio a muerte que es “ tu has nacido para perdedor” me cabrea muchísimo, cuando las películas americanas dicen esta palabra y la dice muy a menudo   es que me saca quicio, es que decir que desde pequeño del colé ya no vale, como que no valgo  ¿ como me he nacido perdedor?. Esa niña tiene que ser la mas bella de la clase  y los pelos y la más tonta…, es una cosa terrible van competiendo a niveles tremendos y cuando un señor asciende un cargo en la empresa  cambia de apartamento entonces se ve obligado cambiar de casa por otra forma residencial donde están los  de la misma condición social  eso denota una falta de valores personales

¡Es tremendo! En España estamos llegando donde hay despachos interiores hay despachos exteriores, hay despachos con ventana y despachos sin ventana, el que tiene despacho con ventana no habla con el que tiene despacho sin ventana, entonces es tan pobre y tan triste que se pone por encima.

 Eso cuando llega la gente de mi espectáculo y se encuentra que hay un señor de 62 años  que todavía tiene la cabeza fresca que dice verdades como puños y que le dice por ejemplo como el otro día  “como fuisteis capaz de permitir  que hiciesen un supositorio con luces en Barcelona y se este perdiendo el románico de todo el pirineo.  

El románico del pirineo se esta cayendo a trozos, no tienen subvención para mantener el románico del pirineo mientras se  hacen supositorios de luz aquí en Barcelona, es un derroche de mala gestión que estamos pagando siempre los mismos, el exvicepresidente esta trabajando de consejero de empresas que no saben ni de que van por devolver los favores de hace quince años cuando mandaba o hace cuatro años y encima no tiene ni puta idea. 

Una cosa que no entenderé nunca  es el sistema electoral que considero que no es justo que un partido minoritario de una provincia saque 5 diputados y un partido de toda la nación  con más de miles de votos  que no tenga a nadie y que estas listas sean cerradas entre primo del cuñado del hermano del primo de la lista y no sabemos nadie quien es y luego un problema muy serio en cualquier país de Europa  se estudia para hacer político aquí no.

 

Dentro de la obra y la forma de entender la vida se mantiene firme y crítico con todo y algunas de sus declaraciones han sido: aparte del humor esta todo echo desde Sófocles y cambio los nombres y las direcciones y la manera y todo está bien y todo esta echo  pero ay algo que les molesta. 

  

 En Golfus hispanicus, Explica Borrajo que el Imperio Romano inició la invasión de la península Ibérica en el siglo III antes de Cristo, en una ocupación que se prolongó ocho siglos, y que durante todo ese tiempo se desarrolló una especie humana única, el Golfus hispanicus, cuyo representante actual más destacado es Borrajo.  Moncho Borrajo nos muestra cómo piensan, como actúan y los políticos y personajes más significativos de este periodo y nos señala las causas que derivarían posteriormente en la decadencia de este imperio. Con el sentido del humor característico de Moncho Borrajo.

Jesús Pérez Marqués

 
   
Share Button